El ajedrez ya no es el único

¿Te sentías distinto a los demás porque el ajedrez tiene un presidente de federación internacional que hace cosas raras con su república ex-soviética de la que también es presidente? ¡Pues ya no tienes motivos! La lista de presidentes-jerifaltes-deportivos ya no consta sólo de Iliumzhinov. A ella se acaba de unir el presidente de Kazajistán que también es presidente de su federación nacional de ciclismo.
Quién siga la actualidad recordará que hace semanas una operación contra el dopaje dejó en paños menores al ciclismo español en general, y al equipo Liberty Seguros – Würth dirigido por Manolo Sainz en particular, perdiendo a su principal patrocinador. Pero como todos los males de este mundo tienen solución, la estrella del equipo y aspirante a ganar el primer Tour de Francia post-Armstrong, el kazajo Alexandre Vinokourov, descolgó el teléfono y llamó al presidente de su país donde es toda una estrella. Y al brillante presidente (tanto del país como de la federación de ciclismo) sólo se le ocurrió patrocinar al equipo con el nombre de su recién estrenada capital Astaná. Así, en el próximo Tour de Francia, si resuelven el asuntillo del dopaje, el equipo participará como Astaná-Würth. Imaginamos que a este seguirán cosas como organizar espectaculares campeones del mundo, crear la ciudad del ciclismo, etc etc.

Haciendo un poco de ajedrez-ficción ¿Cúanto tardaremos en ver un Kalmykia Chess Club con sede en una gran capital europea como campeón de Europa?

Astaná-Würth